Languedoc-Roussillon (III): Jardines de La Fontaine (Nîmes)

sábado, 9 de junio de 2018

La zona que va entre Nîmes y la frontera italiana fue una de las provincias más fuertemente romanizadas. A pesar de los muchos siglos transcurridos este legado permanece bien presente en la parte oriental de la actual región de Occitania.

Y en el departamento de Gard, del cual Nîmes es capital, hay algunos muy destacados, como el Pont du Gard. Centrándonos en la propia ciudad hay lugares como la Maison Carrée, las Arenas o los restos que quedan en los actuales Jardines de La Fontaine (de la Fuente).

Nîmes (Occitania)
Maison carrée

Los jardines se denominan así porque se construyeron alrededor de una fuente natural conocida desde la antiguedad y que era considerada sagrada. En el cerro que está a su lado los volcas arecómicos construyeron un castro, coronado por una torre imponente que aún hoy existe, y que fue capital de un estado que se extendía hasta más allá de la actual Narbona. Allí tenían un puerto que servía a toda la Céltica, lo que da idea de su poder e influencia.

Nîmes (Occitania)
Arènes de Nîmes

Sin embargo todo ese poder era insuficiente para enfrentarse al poderío romano y decidieron ponerse bajo su protección tras la derrota de los Arvernos y tras ser aplastados los tectósages, la otra tribu volca, por Quinto Servilio Cepión.

Bajo el dominio romano Nemauso creció y fue rodeada por una muralla de seis kilómetros en cuyo interior numerosas obras civiles, como las Arenas, la Maison carrée o el templo de Diana fueron construidas.

Aunque este post se refiere a los jardines no puedo dejar de recomendaros la visita a la Maison Carrée y, sobre todo, las Arenas, antiguo anfiteatro, con el tiempo convertido en fortaleza y desde hace un par de siglos recuperado como lugar de reunión y de espectáculos donde se celebran conciertos y también ferias taurinas de diversos tipos.

Canal en la entrada de los jardines

Pero volvamos a los Jardins de La Fontaine. El origen de los mismos hay que buscarlo en el siglo XVIII. La idea de sus promotores era la de regular el caudal de la fuente que le da nombre y su realización fue encargada al arquitecto militar de la región, que aprovechó para poner en valor el templo de Diana y la Tour Magne, esa que dije que coronaba el castro de los volcas.

La Tour Magne desde la entrada en los jardines

Así que este parque, uno de los primeros parques públicos de Europa, es uno de los que establece el patrón de los jardines franceses que conocemos hoy en día, con una gran parte monumental, con escalinatas, paseos y estatuas, con esa sensación de amplitud y grandeza que sus arquitectos han sabido imprimirles.

En la parte baja de los jardines una explanada descubierta centrada en la fuente de agua y rodeada de canales de regulación. Esta es la parte más monumental y urbana. Uno puede imaginarse este lugar como el escenario de alguna lujosa película sobre los mosqueteros o Luis XIV, aunque no sea exactamente contemporánea.

La fuente que da nombre al jardín

A mano izquierda según entras en el recinto se encuentra el Templo de Diana, parcialmente oculto por los árboles. Se trata de un templo de origen romano que milagrosamente superó la turbulenta historia medieval de la villa y que no fue totalmente canibalizado cuando la iglesia en la que fue convertida se cerró al culto, durante las guerras de religión, cuando sus responsables fueron asesinados
Nîmes (Occitania)
Templo de Diana  

Desde aquí y hasta la Tour Magne hay un pequeño bosque cruzado por senderos y por donde es muy agradable pasear o simplemente detenerse. Numerososo bancos permiten sentarse y simplemente disfrutar del frescor y del canto de los pájaros. En los días calurosos del invierno este paseo es muy agradecido.

Sendero de subida a la Tour Magne

En la parte superior del mismo se encuentra la Tour Magne. Cuando los volcas la construyeron alcanzaba una altura de unos 18 metros, que los romanos duplicaron. Hoy en día alcanza los 32 metros y es visitable, obteniendo una bonita panorámica de Nîmes y de los jardines. En períodos de la historia fue integrada en los sistemas de defensa de la ciudad, pero se desconoce su utilidad primitiva. El edificio que conocemos hoy es una versión bastante empobrecida de su mejor aspecto, ya que partes de su decoración se han perdido.

Nîmes (Occitania)


El Mapa

Ruta combinada
Otros lugares cercanos (relativamente)